En este momento estás viendo Asumió el cargo de Autoridad Judicial de San José de Chiquitos, la Dra. María Luisa Saavedra
Asumió el cargo de Autoridad Judicial de San José de Chiquitos, la Dra. María Luisa Saavedra

La mañana de este viernes, la Dra. María Luisa Saavedra Rioja llegó a instalaciones de la Casa Judicial de la Cuna de la Cruceñidad, con la designación de Juez de Instrucción, para asumir el polémico cargo que desde días atrás mantenía en movilización a gran parte de la población.

Acompañada de una funcionaria de confianza, la Dra. Saavedra, ingresó al edificio donde la esperaban los padres de familia que llevaban adelante la vigilia que demandaba la designación de un profesional probo para el cargo. “No tengo ni un reparo, soy una persona de fe y estoy aquí para asumir el cargo con el compromiso de aplicar la Ley de forma imparcial”, señaló la Juez, a tiempo de iniciar el dialogo.

A tiempo de brindarle la bienvenida, el Sr. Julio Cesar Toledo, principal impulsor del movimiento josesano, pidió a la autoridad judicial que las cosas se hagan enmarcadas en le Ley. “Si Ud. hace las cosas bien el pueblo la va aplaudir, pero si las hace mal también la juzgará como servidora pública” aseguró Toledo, a tiempo de afirmar que tendrá todo el apoyo de la población inclusive brindándole vivienda. La reunión de bienvenida a la autoridad judicial, que con el transcurrir del tiempo se tornó amigable, sirvió para analizar algunas necesidades en la institución para que el desarrollo del trabajo tenga buenos resultados.

Finalmente de ambas partes surgieron compromisos de trabajo para que la administración de la justicia sea eficiente, recurriendo a las autoridades políticas para que brinden las condiciones necesarias del Juzgado, sin descartar las medidas de presión para conseguir las demandas.

Al finalizar la reunión la Presidenta del Comité Cívico Femenino, Lic. Paola Andrea Torrico Montero, agradeció públicamente a la Distrital Concejo de la Magistratura de Santa Cruz, por recibir a la institución que preside, quien amablemente escuchó las inquietudes del pueblo josesano para que la justicia en esa población sea bien administrada.

Mujeres y hombres del pueblo celebraron el acuerdo con petardos y estribillos en la galería de la Casa Judicial, respirando aires de tranquilidad, después de muchos días de incertidumbre.